Menu

Primera visita a una consulta de Reiki

Una sesion de Reiki: ¿Qué esperar?

Una sesión de Reiki es una experiencia individual que resulta relajante, gentil y agradable para usted. Supone un proceso de curación de tal modo que le refuerza al mismo tiempo que respecta sus sentimientos y elecciones.

Cuando usted se encuentre con su practicante por primera vez, el le hará preguntas para leer y hacer un reconocimiento y constatar que usted le está entendiendo a él también. Además debe saber que la información que usted le suministre será confidencial y sujeta a la más estricta responsabilidad ética y nunca será compartida. El terapeuta está obligado a respetar esta confidencialidad, a ser respetuoso con sus necesidades y responder todas las dudas que usted pueda tener. Le explicará que el Reiki no le promete la cura de ninguna dolencia, ni sustituye tampoco ninguna otra terapia o tratamiento que pueda estar recibiendo. El especialista le explicará qué es el Reiki y qué puede esperar de esta experiencia. Su seguridad y confort será siempre la mayor preocupación. Si en algún momento durante la sesión le surge alguna preocupación permita que su terapeuta lo sepa para que pueda realizar los ajustes necesarios.

Ejercicio de Reiki
Ejercicio de Reiki - Reiki-weekend Lighthouseworks (CC by 2.0)

¿Qué vestir para un tratamiento de Reiki?

Ropa cómoda y holgada, no llevar joyas, un calzado fácil de quitar (quedará fuera del cuarto de Reiki), nada de cintos, nada de perfumes ni colonias y además el cabello largo debe llevarse recogido para permitir un fácil acceso al cuello.

Usted estará acostado en la camilla acolchada, completamente vestido, escuchando una suave melodía. Esta será su sesión, así que siéntase libre de expresar cualquier preocupación o petición. El tratamiento también puede ser recibido en una silla adecuada, esto siempre será una elección para lograr el mayor confort y siempre teniéndole a usted como principal objetivo.

Antes de que el practicante comience a impartir el tratamiento, intentará sentir su campo de energía poniendo las manos sobre su cuerpo como si realizase un escáner. Esto suele ayudar a los terapeutas habilidosos para conocer qué áreas de su campo de energía pueden necesitar de un reequilibrio antes de comenzar la sesión de Reiki. Sus manos sentirán una sutil diferencia bajo ellas. Este proceso hará la sesión mucho más beneficiosa.

El terapeuta colocará entonces sus manos sobre determinadas áreas llamadas chakras, lugares del cuerpo por dónde fluye la energía. Esta actividad nunca es intrusiva y usted se sentirá muy relajado permitiendo a la energía que fluya a aquellas áreas en las que la energía es más necesaria. Esta es la etapa en la que normalmente la gente empieza a sentir como el estrés se va disipando. Es una experiencia notable en la que ya se empiezan a percibir algunos efectos aunque algunos otros puedan tardar algunos días. El Reiki siempre funciona pero cuanto más abierto esté a esta experiencia más intensa será.

Manos Reiki
Manos Reiki - Tomas Sobek (CC by 2.0)

Si usted tiene problemas en áreas concretas de su cuerpo es posible que el practicante se centre en ellas. El Reiki siempre se ocupa de aquello en lo que es más importante, si es mental, físico y/o espiritual. Muchos clientes comentan que se sienten calmados, relajados y algunas veces incluso hablan de ardor durante la sesión. Los pacientes siempre terminan deseando que llegue la siguiente sesión. Es común que algunos pacientes lleguen con dolores a la consulta y se marchen sin notar ningún dolor o con muy poco. También es habitual que los pacientes describan cómo han visto colores brillantes y radiantes o incluso imágenes concretas. El Reiki proporciona experiencias relajantes pero no debemos asumir que cada sesión será siempre la misma.

Cada vez que acude a una sesión de Reiki usted percibirá cual es el punto en el que se encuentra en ese momento y notará cómo esta situación se va modificando y usted se va reequilibrando hasta alcanzar el balance. Los problemas puntuales tienden a balancearse más rápido que los problemas crónicos, de la misma manera que los niños y animales también se reequilibran antes que los adultos. El practicante de Reiki no puede predecir cuánto Reiki va a obtener un individuo durante una sesión.

Falta aparente de efectos

No es necesario tener ningún tipo de percepción durante o incluso después de un tratamiento de Reiki. Pero no se puede decir que el tratamiento no funcione porque los niveles de energía son distintos para cada persona y no se manifiestan de la misma forma. Su energía es tan específica para usted como su propia huella dactilar.

El proceso físico de purificación

El Reiki simula el proceso natural de curación y esto puede provocar que aparezcan nuevos espacios abiertos para su purificación. Esto significa que usted está empezando a hacerse una persona más abierta y que su flujo energético está construyendo una fortaleza sobre la que iniciar el proceso. Es como ir desatascando gradualmente un desagüe obstruido.

Sesión de Reiki
Sesión de Reiki - Christopher Soghoian (CC by-sa 2.0)

La purificación no física

Este proceso puede despejar los obstáculos, liberar las emociones y conectarle más profundamente a su desarrollo espiritual. La filosofía Reiki sugiere que curar nuestro espíritu primero para limpiar el cuerpo después es la forma natural y es el método para tener una vida saludable. Una purificación no física está a menudo en la base de una recuperación física.

El Reiki es beneficioso para mantener su energía y desbloquear aquellas cosas que le desconectan emocionalmente de la vida. La purificación es un proceso innato y está siempre en acción. Recibir tratamientos Reiki no significa que usted no pueda caer nunca enfermo. Este tratamiento fomenta la limpieza de impurezas para evitar estar en un estado permanente de falta de equilibrio. El proceso de purificación es constante, aun que no siempre es perceptible y no siempre se reconoce el valor del reequilibrio de la energía en el cuerpo. Cuánto más expuesto esté usted al Reiki más profundo será el proceso de purificación.

Debe ser compasivo consigo mismo, mostrar respecto por su cuerpo y escucharlo para aprovechar lo que nos dice. El Reiki siempre está ahí para usted. Le invitamos a experimentar el Reiki, una puerta hacia la luz y la completitud, una invitación al bienestar.